¿Cómo aparecer en las primeras posiciones en Google?

facebooktwittergoogle_plusrss

Has publicado tu nuevo sitio web y estás empezando a subir contenido personal, información de tu negocio, fotos de tus viajes, artículos con tus reflexiones y creaciones literarias o en definitiva todo lo que siempre habías querido compartir con el resto del mundo digital. Sin embargo pronto te das cuenta de que las visitas tardan en llegar y compruebas con resignación que tu página web parece no despertar demasiado entusiasmo entre la gente. Claro que lo más probable es que sencillamente el público no sea capaz de encontrar tu web porque no aparece en las primeras posiciones de los resultados de las búsquedas en páginas como Google, Yahoo o Bing. Y si tu web no aparece entre las primeras probablemente no obtendrás visitas orgánicas (es decir visitas por las que no tienes que pagar, sino que se generan de manera natural). Así que la cuestión es… ¿Cómo podría tu web aparecer en las primeras posiciones de los buscadores?

Imagen de una lupa sobre la página de Google
Olvídate de trucos y de supuestos gurús que te ofrecen (normalmente a cambio de dinero) colocarte de la noche a la mañana en la primera posición del buscador.

Antes que nada voy a puntualizar algo muy importante de lo que normalmente no se habla en ninguna otra página acerca de este tema: olvida los trucos. Olvida los atajos, olvida el programa milagroso que te cuesta 19 dólares en una oscura página de Internet y que te promete que será capaz de burlar los algoritmos de clasificación y búsqueda de los buscadores porque es sencillamente imposible. Olvida todos los métodos de black hat SEO (o métodos poco limpios) porque a la larga los buscadores se percatarán y te aseguro que no quieres que eso ocurra. La moraleja es: juega limpio y ofrece contenido de calidad. Sólo con esto ya podrías no seguir leyendo este artículo y yo me daría por satisfecho. Pero si quieres entender el asunto en toda su magnitud por favor sigue leyendo hasta el final.

  • En primer lugar recuerda que el contenido es la clave. Olvídate de todas las demás consideraciones; que si los enlaces, que si el page rank, que si las palabras clave, etc. Olvídalo por ahora. Lo importante es qué está ofreciendo tu web al resto de la humanidad. ¿Es algo valioso, único y de calidad? Entonces vas por el buen camino. Por el contrario si tu web está repleta de contenido duplicado, de baja calidad, generado mediante algún algoritmo automático o directamente plagiado de otro sitio web olvídate de conseguir una buena visibilidad.
  • En segundo lugar respeta siempre al público al que va dirigida la web. Este punto está muy relacionado con el anterior. Evita saturar la página de publicidad, anuncios en formato flash, videos que se reproducen solos, banners que aumentan de tamaño cubriendo toda la pantalla y cosas por el estilo. Porque además de resultar molesto para tu público todo esto hará que tu página sea más lenta y pesada, lo cual es un punto que los buscadores penalizan con bastante firmeza. Recuerda que la velocidad de carga de tu página es uno de los datos fundamentales que los buscadores tienen en cuenta para determinar el nivel de calidad de la misma y a la larga la posición en los resultados del buscador.
  • En tercer lugar, una vez que hayas cuidado al máximo el contenido y el respeto a tus usuarios ya puedes empezar a centrarte en los aspectos técnicos de la web. Elige un buen título para tus artículos, orienta el contenido a los intereses principales de tu público, y elige correctamente las palabras clave que vas a utilizar en cada una de tus páginas (pero sin obsesionarte). Crea una web que resulte agradable y legible para un ser humano mientras que a la vez pueda ser fácilmente analizada y comprendida por los rastreadores de los buscadores.
  • En cuarto lugar genera un archivo de mapa del sitio (o sitemap) para ayudar a los buscadores a comprender mejor la estructura de tu página. No tienes por qué hacerlo manualmente ya que la mayor parte de las plataformas de CMS (o gestión de contenidos) como WordPress cuentan con plugins que lo harán automáticamente para que no tengas que preocuparte de nada. La moraleja es que cuanto más fácil se lo pongas a los buscadores para rastrear y analizar tu página más probabilidades tienes de caerles en gracia y por tanto de que presten a tu web la atención que se merece.
  • En quinto lugar preocúpate por la calidad de los enlaces tanto entrantes como salientes a tu web. Y fíjate que hablo de la calidad y nunca de la cantidad. Antiguamente los motores de búsqueda daban una mayor relevancia a los sitios web que recibían una gran cantidad de enlaces, lo que provocó la aparición y proliferación de sitios de dudosa ética como granjas de enlaces o directorios de artículos que no tenían más utilidad que el saturar de enlaces hacia tu web al buscador para generar una falsa sensación de importancia y auparte a los primeros puestos en los resultados de las búsquedas. Pero hoy en día esto ya no es así; más vale que te enlacen dos páginas de muy alta calidad a que lo hagan trescientas de baja calidad. Y si no te enlaza nadie por ahora no te preocupes, pero no caigas en el camino fácil de intercambiar enlaces o comprar enlaces de baja calidad porque a la larga lo único que hará es perjudicar el posicionamiento de tu página. Y lo mismo te recomiendo con los enlaces salientes: que sean relevantes y que lleven siempre la etiqueta HTML nofollow para que los buscadores tengan claro que estás jugando limpio (si no conoces mucho sobre HTML y sus etiquetas te recomiendo que aprendas todo lo posible al respecto cuanto antes).
  • En sexto lugar cuida la calidad del código HTML, asegurándote de que resulta accesible para usuarios de todo tipo (siguiendo las recomendaciones y normativas de accesibilidad más extendidas). Recuerda utilizar textos alternativos en las imágenes porque resultan de gran ayuda tanto a los rastreadores de los motores de búsqueda como a los usuarios invidentes que utilizan navegadores por voz. Utiliza el atributo de título en los enlaces y anida correctamente los distintos encabezados de la página para que buscadores y usuarios puedan hacerse una idea lógica y ordenada de la estructura del contenido de tu web.
  • Y en séptimo y último lugar (aunque esta lista podría extenderse bastante más) aprende todo lo que puedas sobre SEO (optimización en buscadores), fórmate y trata de estar siempre al día sobre este campo porque esto te ayudará a no cometer errores y a conseguir que la calidad de tu página hable por si sola y los buscadores te posicionen tan alto como te mereces.
Imagen de un usuario tecleando una búsqueda en Google
Crea contenido de calidad y respeta al usuario. Si lo haces los buscadores te posicionarán como mereces.

Espero que esta lista de recomendaciones te resulte de utilidad y puedas conseguir que tu web aparezca en las primeras posiciones de los buscadores, obteniendo de esta forma tráfico orgánico y de calidad. Ten en cuenta que en el caso de que tu web consiga aparecer en la primera posición de los buscadores como Google tendrá bastantes posibilidades de llegar a atraer hasta el 33% del tráfico de usuarios (según diversos estudios), lo cual es una ventaja competitiva espectacular. Así que ya sabes, intenta siempre ofrecer contenidos únicos, de calidad, una web técnicamente intachable y en general un producto redondo y atractivo que aporte algo de valor a la comunidad y merezca aparecer la primera en las búsquedas.

Añadir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *